•  
  •  
  • Inicio
  • /Noticias
  • /La Banca rebaja las previsiones de un precio del oro disparado

La Banca rebaja las previsiones de un precio del oro disparado

La Banca rebaja las previsiones de un precio del oro disparadoMientras los analistas pronostican que podría dispararse hasta los 2.000 dólares, ABN Amro publica un informe en el que rebaja estas expectativas en torno a los 1.575 dólares para el segundo trimestre

«Seguimos siendo cautelosos y esperamos otra ronda de reducción de riesgo en los mercados financieros para respaldar al dólar y desencadenar la liquidación de la posición de oro. Pero la debilidad del precio del oro probablemente será menos severa de lo que habíamos previsto originalmente. El nuevo pronóstico del precio del oro para el segundo trimestre es de 1.575 dólares por onza (Su previsión inicial era de 1.300 dólares, publicada tan solo el 18 de marzo pasado).

¿Entonces, porqué el oro se ha disparado por encima de los 1.700 dólares? Según la analista de ABN Amro, Georgette Boele, hay cuatro razones principales:

Primero, cuando los precios del oro estuvieron cerca del mínimo anual de alrededor de 1.450 por onza, hubo signos de escasez en el mercado físico del oro. Entre el 10 de marzo y el 20 de marzo, la curva de avance del oro mostró cierto retroceso, lo que significa que ese precio estuvo por encima del precio de futuros para los meses de abril, mayo y junio. Podría haber varias razones para esta sensación de escasez. El cierre temporal de tres refinerías de oro en Suiza podría haber sido una razón para esto. Como resultado, fue más difícil para los inversores obtener oro físico.

Segundo, el nivel de 1.450 por onza ha sido un soporte importante en el pasado. Como los precios del oro no lograron moverse por debajo de este nivel después de varios intentos, los inversores se convencieron de que esta era una buena oportunidad de compra.

Tercero, la Fed (Reserva Federal de EE.UU) utilizó todo su arsenal para combatir la escasez en el mercado del dólar y para apoyar la economía. Anunció compras ilimitadas de activos por 700 mil millones de dólares. Otros bancos centrales también han aliviado sustancialmente la política monetaria. La agresiva política monetaria suena como una música para los inversores de oro, ya que generarán inflación y bajos intereses en los bonos de los estados.

En cuarto lugar, el estímulo fiscal y monetario anunciado en todo el mundo, combinado con alguna mejora en el número de víctimas de covid-19 en países que han estado encerrados, ha resultado en cierto optimismo entre los inversores. Existe un optimismo entre los inversores de que tal vez hayamos visto lo peor de la crisis de covid-19 y que la recesión será de corta duración.

Es probable que los inversores estén mirando más allá de la gravedad de la debilidad a corto plazo en la economía. Los precios del oro han resistido bien en un entorno de riesgo. A medida que disminuyó el sentimiento de riesgo, el cambio del dólar ha disminuido, y esto ha sido un soporte para impulsar los precios del oro.

¿Significa esto que el actual impulso de los precios no tiene límite? «Aunque reconocemos que los factores impulsores son favorables para los precios del oro, no esperamos otro fuerte aumento en los precios» asegura la analista. De hecho, «todavía esperamos otra ola de reducción de riesgo para respaldar al dólar estadounidense y pesar sobre los precios del oro» añade.

«Creemos que el riesgo de liquidación de la posición (venta de activos) sigue siendo alto, pero probablemente se cerrarán menos posiciones de lo que pensábamos cuando lanzamos nuestro informe el 18 de marzo» explican desde ABN Amro. Por lo tanto, la disminución en los precios del oro probablemente será menos sustancial de lo que habíamos previsto previamente.

Por lo tanto, hemos cambiado nuestras previsiones para reflejar la nueva realidad. Nuestro pronóstico de oro para el final del segundo trimestre es ahora de 1.575 (antes de 1.300) y para el final de este año contemplamos un panorama de 1.700 dólares la onza (antes era de 1.400).

Para más información consultar artículo original